Misa en la Catedral en la festividad del Fundador del Opus Dei

junio 20, 2008

El 26 de junio a las 20,00h. el Sr. Obispo, D. Vicente Jiménez Zamora, celebrará una Misa en la Catedral para conmemorar la festividad de San Josemaría Escrivá, Fundador del Opus Dei.

Anuncios

“Cantabria siempre me ha fascinado y estoy feliz de vivir en Santander”

noviembre 19, 2007

echeverria.jpg

Rafael Echeverría Arruabarrena nació en Irún en 1928, estudió Derecho y se doctoró en Valladolid. Fue profesor de Ciencia Política en esta Universidad y en la de Navarra. Pidió la admisión en el Opus Dei en el año 1948. Fue ordenado sacerdote en 1964. Desde esa fecha hasta el 2005 ha residido en Francia. Actualmente vive en Santander. Acaba de publicar el libro “Por qué soy cristiano”.

¿Estudió en Valladolid la carrera?

Entonces no había Universidad en Bilbao. Existía Deusto, pero había que ir a Valladolid a examinarse al final de carrera para obtener el título oficial. Viví en el Colegio Mayor Santacruz. Formaba parte de una coral compuesta por diez universitarios. Cantábamos en el ámbito universitario.

Parece que fueron años decisivos en su vida…

Ya te puedes imaginar. En Valladolid hice la carrera y el doctorado y luego fui profesor. Son tiempos que quedan grabados para siempre. Además en esos años pedí la admisión en el Opus Dei al que me he entregado en cuerpo y alma toda mi vida. Recibir aquella vocación fue una gran dicha para mí y ha sido lo que ha dado pleno sentido a toda mi existencia.

¿Estaba ya entonces muy difundido el Opus Dei?

En aquellos tiempos había un solo Centro de 100 metros cuadrados que se llamaba “El Rincón”. Me he quedado muy impresionado al saber que ahora en esa ciudad hay cerca de una treintena de centros y que cientos de personas acuden a medios de formación que proporciona la Obra.

¿Conoció al Fundador del Opus Dei?

Tuve la suerte de estar con él en algunas ocasiones. Era una persona que producía una fuerte impresión. Tenía una personalidad muy acentuada, con gran firmeza de carácter compaginada con un enorme cariño y proximidad con todo el mundo. Era muy humano. Además tenía un profundo sentido espiritual. Trataba a Dios de un modo muy directo –y así nos enseñaba a tratarle-, con gran confianza y familiaridad. Es lógico que la Iglesia lo haya canonizado. Me siento un privilegiado por haber tenido la oportunidad de conocer a un santo.

Tras ordenarse marchó a Francia…

Eran años de expansión de la Obra (hoy también lo siguen siendo). Allí he vivido –sobre todo en París- desde el año 1964 al 2005. No sé si puede ser poco delicado si te digo que me siento muy francés. San Josemaría nos pedía que nos integráramos completamente en los países a los que íbamos, sintiéndonos tan ciudadanos como los nacidos allí.

Y ahora ha recalado en Santander

Cantabria es una tierra que siempre me ha fascinado. Estoy feliz de poder vivir en Santander en estos años, digamos que de “cierta madurez”.

Acaba de publicar el libro “Por qué soy cristiano”, ¿a qué se debe?

El libro es un esfuerzo para que quienes se dicen ateos encuentren argumentos que les convenzan de la existencia de Dios; para que los que creen en Dios se reafirmen en esta rica creencia; para que los que aceptan la existencia de Dios sepan y crean que Dios Hijo se hizo hombre para hacer de nosotros hijos de Dios y para que sepamos todos que Jesucristo dejó en la tierra ese trasunto suyo, que es la Iglesia, para conducirnos a Dios.

Pero en los tiempos que corren Dios no parece estar de moda…

No lo veo así. Soy optimista al respecto. En este sentido me gusta citar una frase de Juan Pablo II en su encíclica Fides et ratio: “La sed de verdad está de tal modo enraizada en el corazón del hombre que dejarla de lado pondría la existencia en crisis. En una palabra, basta observar la vida de todos los días para constatar que cada uno de nosotros lleva en sí la obsesión de algunas cuestiones esenciales, y al mismo tiempo guarda en su espíritu el esbozo de sus respuestas”.

Nada más, D. Rafael, muchas gracias

Gracias a vosotros


María Victoria Troncoso, al servicio de los más desprotegidos

septiembre 14, 2007

mariavictoria.jpg María Victoria Troncoso, Supernumeraria del Opus Dei, es, desde hace muchos años, Presidenta de la Fundación Síndrome de Down de Cantabria.

Su vida profesional comenzó por derroteros bien diferentes a los del mundo de la discapacidad pues se licenció en Derecho por la Universidad de Navarra.

Un buen día se aplicó en ella el arraigado refrán popular que dice: “El hombre propone y Dios dispone”. María Victoria es madre de cuatro hijos; las dos chicas tienen discapacidad intelectual y fue hace 41 años cuando tuvo que aplicar todo lo que sabía de “derechos” para volcarlos sobre las personas más desprotegidas e inculcarles no sólo lo que merecían tener sino los deberes que tenían por cumplir a lo largo de sus vidas.

Pocos años después se diplomó en Pedagogía Terapéutica y, con más valor del que da uno o varios títulos académicos, se doctoró “cum laude” en la carrera profesional más difícil que nos toca estudiar a los mortales: la propia vida y la voluntad férrea, la constancia implacable y el desinteresado amor a borbotones, para sacarla airosamente adelante y, con la suya, la de toda una maravillosa familia.

María Victoria y su marido, el catedrático de Farmacología, Jesús Flórez recibieron en el año 2006 el Premio “Christien Pueschel de Investigación” por las aportaciones realizadas al conocimiento del síndrome de Down y por la intensa labor investigadora y educativa realizada en los últimos 30 años.

La entrega del prestigioso galardón se desarrolló en Atlanta (Estados Unidos), durante una cena de gala celebrada que puso cierre a la convención anual organizada por la más importante organización americana dedicada al síndrome de Down.

El lector puede leer también esta interesante entrevista


Carta del Prelado del Opus Dei con motivo del terremoto en Perú: es la hora de la Caridad y de la Fraternidad

agosto 19, 2007

terremoto01.jpgMonseñor Javier Echevarría, prelado del Opus Dei manifestó su pesar por las víctimas del reciente terremoto en el Perú y pidió oraciones por los difuntos y por sus parientes.

El miércoles 15 de agosto, a las 18:40, un terremoto de 7,9º en la escala de Richter sacudió gran parte del país, ubicándose el epicentro en la localidad de Chincha Alta, 190 Km. al sur de Lima. Los muertos ascienden a más de 500, son innumerables los heridos y las casas destrozadas, incluidas algunas iglesias como el Santuario de Luren en Ica, la iglesia de San Clemente en Pisco, o la de Zúñiga en Cañete.

El Instituto de Defensa Civil reportó que hay 16.669 viviendas destruidas y 85.000 damnificados en las regiones de Ica y Lima. Luego del terremoto se han sentido en el país unas 360 réplicas, según el Instituto Geofísico de Perú.

El prelado del Opus Dei, monseñor Javier Echevarría, ofreció sufragios por las personas fallecidas víctimas del terremoto. En una carta enviada con fecha 16 de agosto desde Pamplona al vicario regional del Perú, manifestó una “pena muy grande” por lo sucedido y pidió no dejar de rezar por las víctimas, “para que el Señor les conceda el premio de su gloria, y encomendémonos a esos difuntos para que intercedan por nosotros”.

El prelado exhortó en su misiva que “es la hora de la caridad y de la fraternidad, porque no nos puede dejar indiferente ninguna de las tragedias que ocurren en el mundo”. Monseñor Echevarría comentó que el espíritu del Opus Dei “lleva a acudir con la oración o físicamente hasta los lugares donde haya una sola criatura que precise nuestra ayuda”. Finalmente pidió que “reforcemos nuestra oración por las poblaciones, pidiendo que el Señor saque muchos bienes de estos males”.

El día 16 de agosto, a través de un telegrama firmado por el Cardenal Secretario de Estado, Monseñor Tarcisio Bertone, el papa Benedicto XVI envió sus condolencias a los familiares de las víctimas y ofreció “sufragios al Señor por el eterno descanso de los fallecidos”. Así mismo mostró su “cercanía espiritual a los numerosos heridos y a quienes se han visto privados de su hogar”. El Santo Padre exhortó a las instituciones “y personas de buena voluntad a prestar con caridad y espíritu de solidaridad cristiana la necesaria ayuda a los damnificados” e impartió la bendición apostólica a los afectados y quienes les socorren “como signo de afecto al querido pueblo peruano”.

Los Obispos del Perú, por su parte, expresaron también sus sentidas condolencias a todos los familiares de las personas fallecidas como consecuencia del terremoto del miércoles y elevaron sus oraciones por las almas de esos seres queridos. A través de un comunicado, la Conferencia Episcopal Peruana señaló que este terremoto debe ser motivo especial de oración dirigida a Dios por todas las familias que están sufriendo.“La solidaridad humana y cristiana nos impulsa a estar muy cercanos a todas las personas afectadas por esta devastador terrible tragedia. Es momento de prueba pero también de firmeza, esperanza, unidad y amor”, indica el comunicado.


Noticias y testimonios sobre personas del Opus Dei en Santander

agosto 18, 2007

Quizás ya la conozcas, pero te sugerimos visitar la página web www.conelpapa.com, que contiene numerosos testimonios de personas que viven con alegría su vocación cristiana en el Opus Dei y en otras realidades de la Iglesia Católica.


Asociación de cooperadores y amigos de la Prelatura

agosto 10, 2007

collage.jpg             Ya está disponible la página web de la Asociación de cooperadores de la Prelatura del Opus Dei en España. Los miembros de la Asociación, mujeres y hombres, colaboran en la realización de actividades educativas, asistenciales y de promoción cultural y social, entre otras.

Esas actividades son iniciativas de ciudadanos corrientes, que cooperan al desarrollo de la sociedad civil. Tienen un fin eminéntemente apostólico: dan a conocer el mensaje cristiano y la llamada universal a la santidad. Contribuyen al bien común de la sociedad: cada iniciativa responde a las necesidades concretas de un ambiente o comunidad. Animan a los bautizados a introducir en todas las realidades el mensaje de Cristo, necesario para el progreso humano.

Los Cooperadores pueden colaborar en esas labores principálmente con su oración, y también con su trabajo o con la ayuda económica. De la Prelatura del Opus Dei reciben la ayuda espiritual de la oración de todos los fieles y la posibilidad de recibir una sólida y profunda formación doctrinal religosa (formación que, en parte, la proporcionan los sacerdotes que la Prelatura pone a disposición de la Asociación de Cooperadores).


Actividades de verano para chicas organizadas por el Club Oyambre

agosto 1, 2007

artes.jpg La Asociación juvenil Oyambre informa del completo plan de actividadesd de verano para chicas de Santander y Cantabria organizadas por este club juvenil. Puedes conocerlas visitando su página web